Noticias‎ > ‎

Fobos-Grunt sigue sin responder

publicado a la‎(s)‎ 2 dic. 2011 2:12 por Diego Cubero   [ actualizado el 2 dic. 2011 2:13 ]

Después de su lanzamiento el pasado 8 de noviembre, la sonda rusa Fobos-Grunt se quedó atascada en órbita baja terrestre al no poder encender el motor de su etapa MDU para poner rumbo a Marte. Para empeorar las cosas, durante los días posteriores fue imposible recibir ninguna señal de la nave, principalmente debido a que sólo una estación de tierra rusa era capaz de mandar señales al vehículo.

Contra todo pronóstico, el 22 de noviembre la estación de la agencia espacial europea (ESA) en Perth, Australia, detectó una señal proveniente de la nave. Los días 23 y 24 se recibió más telemetría de la nave y se mandaron órdenes a la sonda tanto desde la estación de Perth como desde la de Baikonur, la única antena rusa capaz de transmitir señales a la nave. Sin embargo, desde entonces no se ha vuelto a recibir ninguna señal inequívoca de la sonda. La estación del INTA/ESA de Maspalomas (Gran Canaria) se ha sumado desde ayer 30 de noviembre a los esfuerzos de rescate, aunque la antena usada para esta tarea aún no había sido objeto de las modificaciones necesarias para comunicarse con Fobos-Grunt sin problemas. De todas formas, a estas alturas sigue sin estar nada claro la cantidad y el tipo de datos de telemetría recibidos por las estaciones terrestres.

La ventana de lanzamiento a Marte ya se ha perdido irremediablemente, pero las estaciones de tierra han enviado en repetidas ocasiones la orden de encender los motores de la sonda con la esperanza de elevar su órbita y evitar así una reentrada incontrolada que tendría lugar el próximo mes de enero. De este modo, se ganaría tiempo para saber qué ha pasado exactamente con la sonda y, si es posible, efectuar una reentrada controlada sobre el océano. Imágenes de la nave obtenidas por varios astrónomos aficionados parecen indicar que los paneles solares están desplegados, aunque hay cierta polémica al respecto.

Del lado ruso apenas hay noticias confirmadas. Roscosmos no ha publicado ningún informe oficial sobre las posibles causas del fallo, probablemente porque ni siquiera los ingenieros de NPO Lávochkin saben qué demonios ha pasado con su nave. Eso sí, como se sospechaba desde un principio, el polémico ordenador principal BKU parece que se resetea cada vez que la sonda pasa por el hemisferio nocturno de la Tierra, aunque no está claro si se trata del problema principal o de un efecto colateral. Por otro lado, los rumores provenientes del personal de Lávochkin apuntan a que la etapa de crucero no pasó una sola prueba del software de control durante la fase de montaje. De confirmarse este punto, Fobos-Grunt habría sido lanzada con pocas posibilidades de éxito. La enorme complejidad del proyecto, el escaso presupuesto asignado y la falta de personal cualificado hicieron el resto.

Como curiosidad, en los últimos días hemos podido saber que la NASA se ha mantenido al margen de los esfuerzos de rescate por culpa de la presencia de la sonda china Yinghuo-1, que viaja dentro de Fobos-Grunt. Por lo visto, los Estados Unidos no pueden colaborar en la recuperación de la malograda sonda rusa debido a sus (malas) relaciones políticas con China. Precisamente, la participación china fue clave para sacar el proyecto adelante y convencer a los políticos rusos de su viabilidad. 
De www.microsiervos.com