Noticias‎ > ‎

Kepler detecta los dos primeros planetas extrasolares de tamaño similar a la Tierra

publicado a la‎(s)‎ 23 dic. 2011 1:56 por Grupo AstroRioja   [ actualizado el 23 dic. 2011 1:56 ]
El telescopio  Kepler ha detectado los dos primeros planetas extrasolares, situados fuera de nuestro sistema, que tienen un tamaño similar a la Tierra. Son previsiblemente rocosos y orbitan una estrella similar en algunos aspectos a nuestro Sol. La NASA ha calificado descubrimiento de "hito en la búsqueda mundos extraterrestres", aunque luego, para evitar demasiadas especulaciones, ha insistido en que las temperaturas de la superficie son demasiado altas como para poder albergar vida. Posiblemente, ha añadido, ambos tiene una densa atmósfera compuesta por vapor de agua.

Los dos planetas, bautizados Kepler-20e y Kepler 20f, tienen respectivamente un diámetro un 3% menor y un 3% mayor que el terrestre. Hasta la fecha, los planetas extrasolares más parecidos tenían un tamaño 1,6 veces el de la Tierra. Ambos orbitan alrededor de Kepler-20, una estrella de tipo G, levemente más fría que el Sol y situada a casi 1.000 años luz de la Tierra (un año luz es igual a 9,46 billones de kilómetros)

El sistema de Kepler-20 cuenta con otros tres planetas de mayor tamaño que ya eran conocidos. "La arquitectura de este sistema solar es totalmente sorprendente", ha declarado David Charbonneau, profesor de Astronomía en la Universidad de Harvard.

"En nuestro sistema solar hay planetas rocosos ubicados cerca del Sol y otros más gaseosos que se sitúan lejos", ha añadido. "En este sistema, en cambio, los planetas están mezclados alegremente". Los hay grandes y pequeños, gaseosos y rocosos... "Y todos orbitan a una distancia de su estrella menor que la órbita de Mercurio en nuestro sistema", ha añadido.

Desde el descubrimiento del primer exoplaneta en 1995, se han detectado más de 700 planetas que orbitan otras estrellas distintas del Sol. La mayoría son gigantes gaseosos como Júpiter.

Del total, solo tres exoplanetas parecen tener una condiciones aptas para la existencia de agua líquida y, consecuentemente, de vida tal y como la conocemos: Kepler-22b, (posiblemente el más atractivo, situado a unos 600 años luz, con una temperatura superficial de 22 grados), Gliese 581d y 85512b HD.