Noticias‎ > ‎

China consigue el primer cultivo aeroespacial: semillas de arroz que brotaron en la Luna

publicado a la‎(s)‎ 29 dic 2020 4:00 por Javier

El pasado 17 de diciembre la sonda china Chang'e 5 aterrizaba en la provincia septentrional de Mongolia Interior con los dos kilogramos de roca lunar obtenidos a principios de este mes. Además de estas muestras, el contenedor especial de la misión también transportaba semillas de arroz con brotes.

Con la llegada de la sonda se ha recuperado del interior de su contenedor muestras de roca lunar y semillas enviadas por científicos chinos que aseguran que pueden traer mayores cosechas.

De esta forma, el país asiático ha conseguido el primer cultivo aeroespacial de arroz. Según el programa de investigación lunar chino (CLEP), el despliegue del experimento de mutagénesis en el espacio profundo es un hito importante para mejorar las cosechas.

El cultivo espacial comenzó en China en la década de 1980 y los investigadores del Instituto de Ciencias Farmacéuticas y Ganaderas de Lanzhou han estado buscando semillas de forraje de calidad con nuevas tecnologías espaciales, con la esperanza de reducir la dependencia de China de las importaciones. Las semillas se embarcaron en el viaje de ida y vuelta a la Luna el 24 de noviembre cuando se lanzó la sonda.

Al estar expuestas a la radiación cósmica y la gravedad cero, algunas semillas pueden mutar y producir mayores rendimientos y una mejor calidad cuando se vuelven a plantar en la Tierra.

Sin embargo, los investigadores dicen que no es posible predecir si las semillas enviadas al espacio eventualmente mutarán o cómo lo harán y que solo será posible saberlo cuando regresen a la Tierra para plantarlas y seguir con su cultivo.

Tras el regreso de la Chang'e 5 con las semillas y los restos lunares, la población china comenzó a debatir en redes sociales sobre la posibilidad de plantar hortalizas en el satélite.

Científicos citados en Global Times aseguran que "a diferencia del suelo orgánico de la tierra, el suelo de la luna no contiene nutrientes orgánicos y es muy seco, lo que no es adecuado para cultivar".

Por otro lado, también informaron de que aunque el suelo de la luna no puede cultivar vegetales, puede usarse de otras formas ya que el viento solar a largo plazo inyecta una gran cantidad de helio en su suelo, que puede usarse como energía limpia y generar electricidad a través de la fusión termonuclear.

Más...

Comments